29.4.08

Todo Está Conectado

Morgan Freeman es el presidente de Estados Unidos.
Morgan Freeman es Dios.
Dios es Alanis Morrissette.
Alanis Morrissette es el Presidente de Estados Unidos.

La voz de Dios es Alan Rickman.
Alan Rickman es Snape.
Snape es la voz de Dios.
La voz de Dios es la voz del presidente de Estados Unidos.

Snape, la voz de Dios, y del presidente de Estados Unidos, tiene miedo de Harry Potter.
En realidad, teme a sus padres. El presidente de Estados Unidos teme a los padres de Harry Potter.
Éso es porque Harry Potter es hijo de Saddam!!!!

Saddam financiaba Al Qaeda en su guerra contra el presidente de Estados Unidos.
Los marines, por tanto, son los Mortífagos.
La Orden del Fénix son los enemigos de los Mortífagos.
La Orden del Fénix son Al Qaeda.

Las Torres Gemelas las tiraron un puñado de niñatos montados en escobas.

5 comentarios:

  1. Carmen13:02

    Entonces según tu diatriba Dios es un pequeño extraterrestre cabezón deprimido y paranoico que se parece a un gato persa hipocondríaco y flojucho al que ayer recogiste una vomitona....

    Entiendo.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Y no sólo éso. Su hijo, el hijo de Alanis Morrissete, es un extraterrestre mutante que es a la vez su propio padre y una paloma.
    Si es a la vez su propio padre, es también Alanis Morrissete.
    Alanis Morrisette es una paloma.

    ResponderEliminar
  5. ¡Qué perspicacia! Ni Colombo habría llegado a esas conclusiones...

    ResponderEliminar